La Audiencia Nacional confirma el procesamiento de Josu Ternera por el atentado de la casa cuartel de Zaragoza | España | EL PAÍS

El etarra Josu Ternera (izquierda), a su llegada al Palacio de Justicia de París el pasado 15 de junio.CHRISTOPHE PETIT TESSON / EFE

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha confirmado este jueves el procesamiento de Joseba Andoni Urrutikoetxea, alias Josu Ternera, por el atentado cometido por ETA contra la casa cuartel de la Guardia Civil de Zaragoza en 1987, que dejó 11 muertos —entre ellos, seis menores de edad y dos embarazadas— y 88 heridos. Los magistrados han rechazado el recurso presentado por la defensa del terrorista contra el auto del juez instructor Ismael Moreno. Josu Ternera, exjefe de la banda y detenido en los Alpes en mayo de 2019, se encuentra actualmente en régimen de libertad vigilada en Francia, donde afrontó este junio el primero de los dos juicios pendientes que tiene en el país galo. España también ha pedido su extradición.

El fallo de la Audiencia Nacional de este jueves descarta que, como alegaba el abogado del etarra, se vulnerasen sus derechos fundamentales en el escrito de procesamiento firmado por el juez Moreno. La defensa le reprochaba, entre otros aspectos, que existía una “falta de indicios racionales de criminalidad” para encausar a Josu Ternera. Pero los magistrados responden contundentes: “En el auto recurrido aparece una exposición detallada y concretísima de los hechos que se le imputan, junto a la mención expresa de las diligencias y elementos sumariales usados por el juez para argumentar el procesamiento”.

En este sentido, la Sala de lo Penal añade que será en la vista oral cuando el tribunal enjuicie los indicios de criminalidad recabados durante la fase de instrucción y dicte una sentencia de condena o inocencia. Jorge Piedrafita, abogado de la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC) y de dos supervivientes del atentado (Antonio Frutos y Carmen Ortuño), ha valorado “positivamente” la resolución de este jueves: “Nos permite seguir avanzando en un proceso complejo por las continuas estratagemas de la defensa de [Josu] Ternera para su dilatación”.

El crimen de la casa cuartel de Zaragoza fue uno de los más sangrientos de la banda terrorista. El 11 de diciembre de 1987, ETA hizo explotar un coche bomba con 250 kilos de amonal junto a las dependencias del instituto armado, cuando la mayoría de los habitantes de la instalaciones se encontraba durmiendo. Destrozó el inmueble y sepultó a las víctimas bajo los escombros.